Cura Definitiva para la Rosácea en la Cara

cura definitiva para la rosácea La rosácea es una enfermedad crónica que puede causar daño permanente en la piel si no es tratada a tiempo, y casi la mitad de todos los pacientes de rosácea informan que presentan rosácea ocular.

Es por ello la necesidad de encontrar una cura definitiva para la rosácea para evitar mayores trastornos en la piel.

Así Logré Curar mi Rosácea

Tú también puedes curar la rosácea de una vez todas. Aquí te revelo como yo lo conseguí… Haz Clic Aquí

Este trastorno hereditario el cual también puede afectar a otras áreas del cuerpo además de la cara, comúnmente afecta más a los adultos entre las edades de 30 y 65, sin embargo, también se han reportado casos de niños afectados por esta condición.

Hay básicamente cuatro etapas de la rosácea, pre-rosácea, leve, moderada y severa. La condición puede progresar con el tiempo de una etapa a la siguiente, comenzando por la dilatación frecuente de los vasos sanguíneos en la cara, llevando eventualmente a daños estructurales y vasculares.

El trastorno que en ocasiones es doloroso, puede comenzar con enrojecimiento sutil cerca del centro de la cara, con erupciones que van apareciendo poco a poco en la nariz, la frente, mentón y pómulos.

El tratamiento con productos diseñados específicamente para la rosácea, son necesarios para controlar el enrojecimiento y la inflamación. Cuando los pequeños vasos sanguíneos se dilatan en la cara, las zonas con manchas rojas conocidas como pápulas aparecen en la piel.

Una pápula es una lesión elevada sólida que tiene tres clasificaciones generales: leves, moderadas y severas. Las pápulas pequeñas parecen ser del tamaño de un grano o lesión del sarampión, y una pápula moderada es aproximadamente del tamaño de un borrador de lápiz.

Las pápulas graves pueden ser tan grandes como el tamaño de una moneda y también contienen pústulas, que son protuberancias inflamadas en la piel que se llenan de pus. La piel delicada de la cara se puede espesar, hincharse y ponerse sensible al tacto.

Como curar la rosácea definitivamente

Para tratar con éxito la enfermedad, es importante usar el tipo correcto de productos que contengan ingredientes suaves que no vaya a exacerbar la condición.

Los productos para el tratamiento de rosácea, deben ser ricos en ingredientes anti-inflamatorios y anti-bacterianos para tener los mejores resultados a largo plazo.

EL extracto de una planta silvestre conocida como la Adelfa (Epilobium angustifolium), que es nativa de Rusia, el norte de Europa y partes de Canadá, tiene ambas propiedades curativas y se utiliza en algunos productos de cuidado de la piel con rosácea.

Esta planta se ha utilizado durante siglos por los nativos para curar quemaduras e inflamaciones de la piel, reduce el enrojecimiento, suaviza la piel, y es un potente antioxidante.

La vitamina K es otro ingrediente considerado por muchos como un elemento esencial en el tratamiento de la rosácea debido a su capacidad para ayudar a coagular la sangre.

Los estudios científicos han demostrado que la vitamina K fortalece los vasos sanguíneos del cuerpo, incluidos los pequeños capilares de la cara.

Aplicar limpiadores no abrasivos con las yemas de los dedos, en lugar de un paño limpio, sobre una base regular, es una de las mejores maneras de controlar la rosácea. La cara se debe lavar con agua tibia, nunca caliente, y luego secar con una toalla de algodón suave.

Las personas con rosácea también deben evitar los productos con astringentes, agentes exfoliantes, y cualquier otro ingrediente que sea demasiado fuerte para la piel más sensibles.

Los hombres también deben renunciar a utilizar ciertos geles y cremas después del afeitado, ya que esto puede traer irritación en la piel.

Si tienes que usar maquillaje, asegúrate de elegir un producto que no sea comedogénico, así como libre de aceite, y sólo aplicar ligeras capas en la piel.

Evita el maquillaje pesado, tales como: bases aceitosas y encubridoras, estas máscaras atrapan aceites y bacterias que le obstruyen los poros de la piel.

Estos tipos de productos suelen agravar la condición de la rosácea y deben evitarse en la medida de lo posible. En su lugar, trata de encontrar productos de cuidado de la piel suaves, incluyendo limpiadores, maquillaje y cremas hidratantes, que sean a base de agua.

Un protector solar de al menos un SPF 8 debe ser usado diariamente como el sol es a menudo la causa más común de un brote de rosácea.

Ingredientes que causan brotes e irritación

Otras causas de irritación o estallidos pueden ser causados por los productos que contienen los siguientes ingredientes:

– Mentol

Alcohol

– Hamamelis

– Menta

– Eucalipto y de clavo de olor

Los productos de cuidado de la piel que contienen medicamentos tales como: peróxido de benzoilo, eritromicina, y ácido azelaico, han demostrado ser útiles en la reducción de los brotes y el número de pápulas y pústulas asociados con la enfermedad.

Si deseas curar tu rosácea de forma definitiva sin dañar tu piel, Haz Click Aquí y conocerás el nuevo método de Adiós Rosácea, el mismo que yo utilicé para conseguir de vuelta una piel libre de enrojecimiento y comezón.